Educación y Cultura, Portada

Areas protegidas

A pesar de su relativo pequeño tamaño Uruguay muestra un sorprendente y complejo mosaico de biodiversidad que, en virtud de la baja densidad de población rural y de las formas predominantes de uso del territorio, aún presenta amplios sectores con buenos niveles de conservación. 

Si bien existen Áreas Protegidas, éstas no se encuentran articuladas en un sistema nacional que asegure una adecuada conservación de la biodiversidad que sirva de base a un desarrollo sostenible desde el punto de vista ambiental, social y económico.

Sin embargo, el país ha venido trabajando intensamente para su consolidación con el objetivo de conservar la biodiversidad y el patrimonio natural.
La tarea, que debería no ser demasiado complicada a juzgar por los resultados de una reciente encuesta que señalar que nueve de cada diez uruguayos considera que los temas ambientales son “muy” o “bastante” importantes, ocho de cada diez cree que “proteger el ambiente es tan importante como promover el crecimiento económico” y el 85% piensa que “el gobierno debería buscar medidas que permitan conciliar las necesidades de desarrollo con la protección del ambiente”, ofrece, sin embargo, dificultades importantes.

Según lo informado por el SNAP, existen diversas problemáticas y severas restricciones de recursos agravadas por la crisis económica de los últimos años, insuficientes capacidades para el manejo de áreas, problemas vinculados a la tenencia y manejo de la tierra -que es mayormente privada y de alta productividad agropecuaria-, bajos niveles de conciencia en diferentes actores sobre el papel de estas áreas en la conservación del ambiente y su contribución a un desarrollo nacional sostenible.

Para superarlos se está trabajando en la articulación de marcos legales e institucionales y acuerdos políticos, proveyendo financiamientos y, lo que es bien importante, trabajando en el fortalecimiento de capacidades individuales y colectivas de actores claves con miras a la generación de mayor conciencia sobre los valores y la importancia de la biodiversidad.

El esfuerzo no sólo es necesario sino muy importante porque las áreas naturales protegidas son reconocidas mundialmente como elemento imprescindible de cualquier estrategia de conservación y desarrollo sostenible.

Además, están llamadas a jugar un importante papel en el desarrollo nacional posibilitando a través de la investigación científica un mejor conocimiento de nuestros recursos a fin de hacer más apropiado su manejo; permitiendo el desarrollo turístico sustentable, contribuyendo a conservar suelos y fuentes de agua pero también ofreciendo recursos naturales para ser aprovechados en forma sostenible por las poblaciones locales, lo cual no es poca cosa.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s